„La actuación sobre la angiogénesis puede prolongar la vida“

(c) private Anders Mellemgaard, MD, PhD, Clinical Associate Professor, Department of Oncology, Herlev University Hospital, Copenhagen, Denmark
Anders Mellemgaard, MD, PhD
Profesor Titular Clínico, Departamento de Oncología, Hospital Universitario Herley, Copenhague, Dinamarca

Entrevista: Anders Mellemgaard, MD, PhD, Profesor Titular de Clínica, Departamento de Oncología, Hospital Universitario Herley, Copenhague, Dinamarca

¿Hasta qué punto es importante la antiangiogénesis en el concepto de tratamiento del cáncer de pulmón?
La angiogénesis es uninductor muy importante de la progresión en el cáncer. Algunos cánceres tienen una particular dependencia del desarrollo de nueva vascularización para crecer y metasta­tizar. La actuación sobre la vascularización es, por tanto, muy útil.
Hay fármacos antiangiogénicos, como bevacizumab, que se utiliza principalmente en el tratamiento de primera ­línea, pero ahora disponemos también de medicamentos de segunda línea que se aplican junto con la quimioterapia, lo que aumenta su eficacia. Cuando se añaden el anticuerpo anti-VEGFR-2 ­ramucirumab y el triple inhibidor de la angiocinasa nintedanib a un quimioterápico habitual como docetaxel, pueden mejorar realmente la SG. Hay diferencias en los perfiles de administración y de toxicidad de estos dos fármacos, pero ambos constituyen también una demostración conceptual de que la actuación sobre la angiogénesis es importante y puede prolongar la vida de los pacientes con cáncer de pulmón metastásico.

¿Donde sitúa usted los fármacos antiangiogénicos en el futuro, teniendo en cuenta la cantidad de nuevos tratamientos, como las inmunoterapias?
Esa es una buena pregunta porque, cuando alguien pensaba en ello hace dos años, no creo que nadie previera que hoy todos estaríamos hablando tanto de inmunoterapias. Sin embargo, creo que debemos darnos cuenta de que cualquier cáncer, y esto vale también para el cáncer de pulmón, tiene numerosos subgrupos que difieren biológicamente. Algunos de ellos responden bien a la inmunoterapia, mientras que en otros son más adecuados otros tipos de tratamiento. Parece que, en caso de progresión rápida después del tratamiento de primera línea, las inmunoterapias no ­actúan demasiado bien. En el ensayo CheckMate 057 [1], nivolumab mostró su máxima eficacia en los pacientes con un mayor intervalo desde su último tratamiento previo. Por otra parte, un análisis del estudio LUME-Lung 1 demostró que el efecto en la SG de nintedanib más docetaxel era mayor en los pacientes que habían experimentado un intervalo sin enfermedad más corto después del tratamiento de primera línea (Tabla) [2]. Hubo un efecto beneficioso pronunciado en la SG en el grupo que solo mostró progresión de la enfermedad como mejor respuesta o que eran quimiorresistentes en el contexto de primera línea. En mi opinión, el intervalo desde el tratamiento de primera línea hasta el de ­segunda línea es bastante importante para la elección del tratamiento. Es preciso tener esto en cuenta al comentar los siguientes ciclos de acción con el paciente. La inmunoterapia podría ser la mejor opción si el intervalo es largo y los antiangiogénicos son preferibles si el ­intervalo es corto.

Supervivencia global en la población con adenocarcinoma con nintedanib más docetaxel en comparación con placebo más docetaxel según el tiempo transcurrido desde el tratamiento de primera línea

 

¿Existen ya algunos biomarcadores para los fármacos antiangiogénicos en el sentido molecular?
Todavía se sigue investigando para identificar biomarcadores, pero hasta la fecha no se han descubierto marcadores clásicos en el sentido de parámetros que se puedan analizar en el laboratorio. El problema es que la angiogénesis es una función normal del organismo y simplemente está regulada al alza en los cánceres. No podemos buscar biomarcadores en la propia célula cancerosa porque no está implicada en el mecanismo de acción de estas sustancias, sino más bien el microambiente tumoral. Lo que tenemos es un marcador clínico, que es el intervalo desde el tratamiento de primera línea hasta el de segunda línea.

 

Anders Mellemgaard at the ESMO congress

Anders Mellemgaard on anti-angiogenesis treatments.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Borghaei H et al., Nivolumab versus docetaxel in advanced nonsquamous non–small-cell lung cancer. N Engl J Med 2015; 373: 1627-1639
  2. Heigener D et al., Efficacy and safety of nintedanib/docetaxel in patients with lung adenocarcinoma: further analyses from the LUME-Lung 1 study. ESMO 2016, abstract 1276P

 

Author: Judith Moser, Lecture Board: Anders Mellemgaard